Hotel San Giorgio

(3 Estrellas)
5,0
Karte -

Via Alessandro Poerio 9 - Neapel - 80139 - Neapel - Kampanien - Italien

  • 2 Bewertungen
    5,0
  • Ausstattung: 3,5
  • Services: 4,5
  • Sauberkeit: 3,5
  • Lage: 8,5
  • Preis/Leistung: 5,0

Informationen

In günstiger Lage im Zentrum von Neapel ist das komfortable Hotel San Giorgio nur drei Minuten vom Hauptbahnhof entfernt und befindet sich direkt an der Piazza Garibaldi. Den Gästen stehen zahlreiche Einrichtungen und Dienstleistungen zur Verfügung. Das historische Zentrum der Stadt mit dem Dom von San Gennaro als sein Herzstück sowie den verschiedenen antiken Kirchen und dem Fährhafen zu den Inseln sind nur einen kurzen Spaziergang entfernt. Der Zug Circumvesuviana, der die Stadt Pompeji, den Vesuv und Sorrento miteinander verbindet, fährt nur wenige Meter vom Hotel entfernt ab. Es ist ein perfekter Ort für Gäste, die die Stadt erkunden möchten.

  • Check-in Ab 13:00
  • Check-out Bis 11:30
  • Zimmeranzahl 61
  • Etagenanzahl 1
  • Baujahr 1.950

Lage

In unmittelbarer Nähe zur Piazza Garibaldi und nur wenige Meter vom Hauptbahnhof befindet sich dieses Hotel. Von hier aus gelangen Sie bequem zu zahlreichen Attraktionen. Die Küste Sorrentos mit Hafen und der Flughafen Capodichino sind nur etwa 10 Fahrminuten entfernt.

Bewertungen

  • 2 Bewertungen
    5,0
  • Ausstattung: 3,5
  • Services: 4,5
  • Sauberkeit: 3,5
  • Lage: 8,5
  • Preis/Leistung: 5,0
  • Erwachsene 2 Zimmertyp habitación estándar
    Zusammensetzung der Gruppe Paar Reisegrund Urlaub Aufenthalt 4 Nächte

    Llegamos al hotel y nos dieron una habitación bastante sucia, tenía pelos por todos los lados. Bajamos a recepción y nos manda a la mujer de la limpieza que sorprendentemente en menos de veinte segundos pasa una fregona enorme por parte de la habitación (creo que dejó más pelos y suciedad de los que había anteriormente) y se marcho: nos dejó completamente alucinados. Además, el aire acondicionado iba flojisimo y la nevera no enfriaba. Hablamos con el recepcionista y le pedimos un cambio de habitación. Nos manda a la quinta planta. La habitación esta más limpia, el aire sigue muy flojo y la nevera enfría como la de la habitación anterior. Continúa la decepción, pero ahora las puertas correderas de la ducha están descolgadas. Vamos a comunicarlo y vemos al chico de mantenimiento (el único que tienen ya que lo ves las 24 h. Allí liado) que le echa un vistazo a todo. Nos dice que el aire se enfriará en unas horas (en cuatro días no pasó de los 27-28 grados) y que lo de la ducha no tiene arreglo que la coloquemos cuando nos duchemos. Bajamos a recepción y comunicamos lo de la nevera ya que lo más importante para nosotros era que la habitación estuviera limpia (no fuera que nos mandara a la anterior). El recepcionista y un señor mayor nos dicen que no saben cuando se podrá arreglar la nevera ya que el técnico está de vacaciones (¿no hay más técnicos en todo napoles????) le propongo que coja una nevera de otra habitación y la coloque en la nuestra (para no arriesgarnos a que nos dieran otra habitación sucia). Cuando regresamos a la tarde me comunica el recepcionista que la nevera se había cambiado y... ¡o era la misma o enfriaba igualmente nada!

    Estuvimos a punto de llamar a central de reservas ya que nunca nos había pasado nada parecido con ellos pero lo dejamos ya que sólo utilizábamos el hotel para ducharnos (colocando nosotros mismos las puertas, claro está) y para dormir (la cama de matrimonio eran dos colchones pequeños unidos en un mismo somier y uno un poco hundido cuando te echabas) ya que los demás días completos los pasamos en pompeya, capri y la costa amalfitana. El desayuno otro tema peliagudo. Dos camareros muy bien vestidos, con sus casacas blancas de hostelería para un bufet que sólo tenía dos bandejas enormes de jamón de york, mermelada, mantequilla, máquina de café y un día pusieron algún croassant. Eso sí, te sentaban y todo. El agua era para echarse a reir. Los cuatro días de desayuno, en vez de tener una jarra o botellas de cristal o..., ¡tuvieron la misma botella de plástico que iban rellenando cada mañana! lo sabemos porque estaba bastante abollada en la parte superior y no tuvieron la vergüenza de cambiarla. Total, que no es un tres estrellas superior ni un dos ni nada de nada. He estado en hostales baratos mejores que este hotel y donde no te quedabas pegado a la pared de la ducha.

    3,4

Sie waren schon einmal in Hotel San Giorgio??

Teilen Sie anderen Reisenden mit, was Ihnen am besten an Hotel San Giorgio gefällt.

↑